LA GUERRILLAS

GUERRILLERO ESPAÑOL

El uso y significado moderno de la palabra guerrilla empezó a generalizarse a partir de la Guerra de la Independencia española. En esencia la guerrilla es la guerra que llevan a cabo partidas de civiles contra un ejército regular. La guerrilla se asocia con frecuencia a una guerra nacional contra el invasor extranjero, la guerrilla surgiría espontáneamente del pueblo, circunstancia de la que se derivan su legitimidad y su fuerza, de tal manera que, a la larga, la guerrilla, impulsada por la justicia y el entusiasmo, será capaz de vencer por sí sólo a los ejércitos regulares, como David venció a Goliat. Lo que sabemos sobre la guerrilla española entre 1808 y 1813 parecería confirmar aparentemente estas hipótesis.

Napoleón efectúa por la fuerza un cambio dinástico en España, traspasa la corona a su hermano José I y apoya sus decisiones en la fuerza de un Ejército que, con el pretexto de la invasión de Portugal, En 1808 es poco numeroso (algo más de 100.000 soldados), ya que el emperador no ha previsto ni la oposición del Gobierno español, ni la de su Ejército, que, en principio, siguen siendo sus aliados. Pero, cuando se produce la quiebra del Antiguo Régimen y la sustitución de sus autoridades, las fuerzas imperiales se ven obligadas a sofocar una sublevación y a enfrentarse al Ejército regular español, que ahora obedece a las Juntas provinciales. La derrota de Bailén (julio de 1808) constituye una demostración palmaria de que el Ejército imperial es incapaz, sin ser numéricamente reforzado, de cumplir a la vez la misión policial y la propiamente militar de enfrentarse al español que, de la noche a la mañana, se ha convertido de aliado en enemigo. Tras la retirada a la línea del Ebro, el emperador entra en España con un gran contingente (350.000 hombres) con la idea de aniquilar en el Ebro a los escasos efectivos españoles (menos de 200.000), para ocupar después la totalidad del territorio y expulsar a los ingleses que, entre tanto, habían desembarcado en Portugal. Pero sus resonantes victorias iniciales no conducirán a ninguno de los fines previstos: los ejércitos españoles son batidos reiteradamente, pero se salvan de la aniquilación gracias a la retirada a puntos periféricos de la Península, comienza a adquirir dimensiones inquietantes el fenómeno de la guerrilla (1809). Esta adquiere una organización y unas dimensiones inéditas, hasta el punto de constituir para el ocupante un gravísimo problema, algo que los generales franceses perciben como «una guerra que no se parece a ninguna otra» o bien «la úlcera española», una guerra en la que las batallas ganadas ya no conducen a la victoria.

La guerra total

Los paisanos huidos de sus pueblos (o los soldados desertores), reunidos en partidas, atacan por sorpresa y siempre lo hacen con una superioridad numérica capaz de asegurarles la victoria. Sus primeras víctimas son los correos, los rezagados y los pequeños contingentes. Tras el ataque sorpresa la guerrilla huye rápidamente y, si se ve acosada, se disuelve, se mezcla con otros civiles, deja pasar la tormenta y acaba concentrándose en otro lugar. «El arte magno de las guerrillas –reconocerá el general Blake– es atacar siempre y no verse jamás forzados a aceptar combate». Su punto débil es la incapacidad para dar la batalla en campo abierto a unas tropas mejor instruidas y más disciplinadas; su punto fuerte es la rapidez y la invisibilidad. El guerrillero renuncia a la defensa de un terreno concreto, pero su amenaza es potencialmente ubicua. Gracias a esta amenaza virtual y omnipresente controla el territorio sin necesidad de ocuparlo permanentemente. Por el contrario, los franceses sólo controlan el terreno mientras lo tienen bajo sus pies: «La marcha de nuestro Ejército se parecía a la de un buque que va abriendo surco en el mar y lo ve cerrarse tras sí apenas ha pasado», escribía un militar francés. Sobre todo, la amenaza de la guerrilla obligaba a fijar grandes contingentes militares en labor de vigilancia, dejando sólo cantidades residuales para combatir a los ejércitos regulares enemigos, pues no olvidemos que éstos siguen luchando y esperando su oportunidad, desde posiciones periféricas (Galicia, Lisboa, Extremadura, Cádiz, Murcia). Así, el Ejército imperial se verá permanentemente dislocado entre dos misiones que no acaba de cumplir: dedica 3/4 de sus efectivos a misiones de control del territorio y 1/4 a la lucha contra los ejércitos aliados.

VICTORIAS ÉPICAS DE ESPAÑA I

A lo largo de la edad media, los pueblos cristianos han combatido contra los musulmanes recuperando tierras que una vez eran cristianos. Denominado reconquista.

En 1469 se predecía el casamiento de los Reyes Católicos  que se unía y se creaba un gran reino. El reino español.

En 1492 se finalizo la reconquista española con la caída de la última ciudad mozárabe, granada; y más tarde con el descubrimiento de América y así cambiando el mundo para siempre.

Así se forjo el primer imperio global de la historia luchando bajo una misma bandera. La española.

He aquí algunas victorias.

Seguir leyendo

GOLPE BRUTAL A ETA FRANCIA

La Guardia Civil y la Policía Francesa han dado un gran golpe al grupo terrorista de ETA en  un importante arsenal en la localidad de Biarritz, en el País Vasco francés.

Según el mando de anti terrorista de la Guardia Civil, el golpe fue a un arsenal más importantes aún en poder de la banda y estaría compuesto por gran número de armas compradas por ETA poco después de 2010 y en cualquier caso antes de su declaración del alto el fuego definitivo hace ya más de tres años y medio, y a lo mejor también artefactos para hacer explosivos.

hay un detenido vinculado de esta redada. Una mujer de nacionalidad francesa y cómplice del grupo

El Ministerio del Interior asegura que esta detención se produce en el marco de una operación que se está desarrollando en estos momentos, en el sur de Francia, “contra la estructura ‘técnico-logística’ puesta en marcha por la banda terrorista en el año 2014” para asegurarse el mantenimiento de un arsenal operativo a pesar de su falta de actividad.

CARTER SE DESAHOGA

El secretario de Defensa de EE.UU., Ashton Carter, se desahogó ayer ante las cámaras de la CNN. “El ejército iraquí no ha mostrado voluntad de lucha para defender Ramadi,la capital de la mayor provincia de Irak” que cayó hace una semana en manos de los yihadistas de Estado Islámico.

Según Carter, “las fuerzas gubernamentales eran superiores en número a los yihadistas, pero no llegaron a enfrentarse; se limitaron a retirarse”, y a dejar que cayera la ciudad. “Podemos dar entrenamiento al ejército, podemos darles material, pero lo que no podemos darles es voluntad de luchar”, concluyó el secretario la estrategia de EE.UU. en Irak y en Siria ha comenzado pues con un lamento y con una acusación no del todo justa. Fue Obama quien planeó la estrategia de no comprometer de nuevo tropas de tierra, limitarse a instruir al nuevo ejército levantado por el Gobierno de Bagdad  y llevar a cabo una campaña solo de ataques aéreos Estados Unidos ha llevado a cabo 3.000 “raids” desde agosto de 2014, que no han servido para impedir que el movimiento yihadista suní de Estado Islámico siga ganando territorio y ciudades en Irak y en Siria.

Ashton Carter se ha hecho eco del malestar que cunde en el Pentágono por otra razón. En su huida sin plantar batalla, el Ejército iraquí deja tras sí material militar norteamericano que hace más fuertes a los yihadistas. Hace días, Washington tuvo que aprobar el envío de miles de misiles anticarro a Bagdad para poder destruir sus propios vehículos blindados caídos en manos del enemigo. El ejército iraquí fue siempre una institución controlada por la comunidad musulmana suní, que ostentaba los mandos, la disciplina y la doctrina militar. Los únicos que hoy plantan cara a Estado Islámico son los voluntarios dirigidos por cuadros iraníes.

25-5-2015

LA LEGIÓN ESPAÑOLA

La Legión fue creada mediante el Real Decreto del 28 de enero de 1920, siendo ministro de la Guerra José Villalba, con el nombre de «Tercio de Extranjeros». El objetivo era hacer frente, a la dureza de los combates en la Guerra del Rif (Marruecos).fundación oficial la del alistamiento del primer legionario el 20 de septiembre de 1920.

Su primera base fue el acuartelamiento García Aldave en Ceuta, situado sobre un monte desde el que se controla todo el Estrecho de Gibraltar, La primera expedición de caballeros legionarios ocupó el cuartel a finales de 1920, manteniéndose en el mismo hasta el 2008.

Su primer comandante fue el teniente coronel de infantería José Millán-Astray Terreros, que le daría a la nueva fuerza su peculiar estilo y mística. Esta unidad encuadraba a los españoles y extranjeros que voluntariamente se alistaban para luchar en Marruecos. el Tercio constaba de una plana mayor, y cuatro banderas Cada bandera constaba de una compañía de Plana Mayor, dos compañías de fusileros y otra de ametralladoras.

el comandante Francisco Franco fue el jefe de la Primera Bandera y lugarteniente de Millán-Astray. Los siguientes jefes del Tercio fueron los tenientes coroneles Valenzuela(1922–1923), Franco (1923–1935, posteriormente como coronel) y de nuevo el coronel Millán Astray.

Seguir leyendo